martes, 17 de mayo de 2016

Fish and chips


Hay días para todo... días de ensaladita con cogollitos y tomatitos cherry y vinagretita light de churrufus y días de comida finger, de esa que se come con los dedos y que una vez que has acabado tienes que chuparte todos y cada uno de ellos porque te has quedado con ganas de mas y eso es lo que pasa con esta receta, típicamente inglesa que es como las pipas, todo es empezar.


Recetas de fish and chips hay muchas, pero sin duda alguna desde que la probé, no hago otra más que esta con un toque de miel que la hace más irresistible aún. A la hora de hacerla hay que tener cuidado ya que esta pasta se dora enseguida y hay que estar muy atento. Las chips, yo las hago en dos veces y sólo fritas, aunque también se pueden cocer previamente un poco.

La salsa es una mezcla de mayonesa y mostaza a partes iguales pero se puede cambiar por una salsa holandesa o una tártara y queda Dvicio total.

- INGREDIENTES:  

   4 filetes de bacalao fresco
   130 gr de harina
   180 ml de cerveza rubia fría
   1 cucharada amplia de miel
   2 patatas   
   Aceite, sal y pimienta
   1 cucharada de mayonesa
   1 cucharada de mostaza
   Ensalada para acompañar

- ELABORACIÓN: 

Pelamos las patatas y las cortamos en bastones regulares y algo gruesos. Las salpimentamos al gusto.

Ponemos el aceite a calentar y cuando este caliente pero no hirviendo metemos las patatas y dejamos unos diez minutos, hasta que empiecen a dorarse bien. Sacamos y escurrimos bien.

Mientras Preparamos la masa para el pescado. Salpimentamos los filetes de pescado.

En un cuenco mezclamos la harina y la cerveza bien fría, añadimos la miel y mezclamos bien para que no queden grumos.

Sumergimos los filetes en la masa y según salgan sin escurrir mucho los pasamos al aceite caliente. Dejamos que se dore ligeramente, le damos la vuelta y cuando esté bien dorado por todos los lados sacamos y dejamos escurrir sobre papel de cocina. Repetimos con los cuatro filetes.

Subimos la temperatura del aceite un poco más y volvemos a meter las patatas durante un par de minutos más para que se terminen de dorar y queden bien crujientes por fuera.

Mezclamos mientras la mayonesa y mostaza.

Servimos las patatas ya escurridas junto con el pescado y la salsa, le añadimos un poco de cebollino por encima para aportarle un punto fresco.

- MARIDAJE: 

Una cerveza bien fresca es indispensable para poder disfrutar de este estupendo plato.

- COSTE: barato. 
- DIFICULTAD: fácil.
- TIEMPO: 30 minutos.  
- CALÓRICO: desde cuando es light un plato inglés????? La ensalada la hemos puesto para no sentirnos tan culpables...